Historia de la Santa Faz

Los alicantinos tenemos la suerte de poder celebrar una de las fiestas más importantes de carácter internacional: la Santa Faz. 

En nuestra ciudad tenemos un bien preciado, una de las partes del paño con el que Verónica limpió el rostro de Jesucristo (en la Via Dolorosa de Jerusalén, camino del Calvario).

En la provincia de Alicante se venera este paño que se encuentra actualmente en el monasterio de la santa Faz. Los Alicantinos le tienen devoción porque han podido asistir a varios milagros durante las peregrinaciones que se realizaron con ella en mano.

la Santa Faz viene en 1489, año en que se da el primer milagro conocido. La Reliquia había llegado a la Parroquia de San Juan en manos del Padre Mena, a quien en Roma se la entregó un Cardenal agradecido por las atenciones que le ofreció el citado sacerdote durante una visita que aquel realizó a Alicante.

El religioso Pedro Mena lo guardó en el fondo de un arcón, pero siempre aparecía en la parte superior, y por ello se decidió sacarlo en rogativa el 17 de marzo de 1489 por falta de lluvia. Al llegar al barranco de Lloixa el portador no pudo sostener el lienzo, cayó al suelo arrodillado y vio cómo brotaba una lágrima del lienzo, siendo este el primer milagro.

Tras el suceso, se decidió aplazar la Rogativa hasta la semana siguiente. El 25 de marzo de 1489, tal multitud se congregó en la ermita de Los Angeles que la Eucaristía debió celebrarse al exterior. En el momento de impartir la bendición con la Reliquia, Fray Benito de Valencia, que la portaba, se elevó junto al lienzo del que se extendieron en el cielo tres imágenes de la Santa Faz, momento en que una fina lluvia ponía fin a la sequía.

Este último suceso, lo podéis ver reflejado de forma artística, en la Parroquia de Ntra. Sra. de los Ángeles. Os invito a que la visitéis y veáis esa obra artística que representa ese día. 

Historia de la Santa Faz

VIDEO DOCUMENTAL

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora